Smart Contracts: qué son y por qué usarlos en tu empresa

¿Alguna vez has escuchado sobre los contratos inteligentes o “Smart Contracts”? En la actualidad, estos son una herramienta revolucionaria para el derecho, pues permite realizar contratos ahorrando tiempo, dinero y litigios innecesarios. En este blog te contaremos más sobre los Smart Contracts y la forma en la que podrás sacarles provecho en tu emprendimiento.

¿Qué son los Smart Contracts?

Los contratos inteligentes o Smart Contracts son aquellos contratos que pueden desarrollarse y hacerse cumplir de forma autónoma sin la intervención de terceros. Estos cumplen con la definición de contrato que prescribe el Código Civil Colombiano en su artículo 1495, ya que los Smart Contracts son un tipo de contrato que refleja aquellos acuerdos celebrados entre dos o más personas; sin embargo, a diferencia de los contratos tradicionales, los Smart Contracts han sido escritos en lenguaje informático a través de un programa especial para ello. Gracias a estos programas informáticos, se establecen ciertas condiciones para que, cuando se cumplan, el sistema ejecute determinada acción, por lo general relacionada con lo pactado en el contrato, de manera instantánea y sin necesidad de intermediarios.

Un ejemplo de estos contratos inteligentes son los utilizados por las empresas farmacéuticas, las cuales firman Smart Contracts con las compañías transportadoras para la distribución de los medicamentos y de las vacunas. Entre las dos partes, se pacta la obligación de contar con sistemas de rastreo en tiempo real en la cadena de suministro, así como la implementación de controles de temperatura con notificaciones para verificar el estado de los productos y datos confiables a los encargados del proceso. El rastreo incluye el momento exacto en que los productos llegan a su destino y son entregados; todo esto de manera automática hasta finalizar la ejecución del contrato. Una vez el software ha verificado el cumplimiento del mismo, procede a realizar el cobro a la compañía farmacéutica.

¿Cómo funcionan los Smart Contracts?

Los Smart Contracts se basan en el uso de la tecnología blockchain y, especialmente, en herramientas como la programación. Esto quiere decir que estos contratos funcionan por medio de códigos que se organizan en una cadena de bloques, estableciendo los términos del contrato mediante pequeñas tareas. Esta tecnología utiliza el cumplimiento de órdenes y acciones para determinar si el contrato ya puede avanzar para ser ejecutado o no. Así, la cadena de bloques se actualiza cuando se completa la transacción sin que sea necesaria la intervención humana. De esta manera, es posible, por ejemplo, que cuando el comprador firme el contrato se envíe una notificación automática al vendedor, haciéndole saber que ya es hora de enviar el producto vendido. 

¿Para qué se usan los Smart Contracts?

Debido a la seguridad, inmediatez y certeza que proporcionan los Smart Contracts, estos se han implementado dentro de los sectores financiero, jurídico, farmacéutico e inmobiliario; en temas de propiedad intelectual; e incluso en el sector público. 

Los Smart Contracts son usados también en transacciones como pagos, créditos e hipotecas, en temas de identidad digital, cadena de suministros y seguros, entre otros. Lo que demuestra que son una excelente herramienta para ahorrar tiempo y costos en operaciones que pueden realizarse automáticamente y sin tanto papeleo. 

Debido al impacto positivo que los Smart Contracts han tenido dentro del mercado, algunas empresas estadounidenses gestionan sus operaciones por medio de estos contratos. A manera de ejemplo, los utilizan como herramienta para resolver problemas con proveedores, hacer más eficiente la cadena de suministros e inclusive controlar y garantizar la producción del servicio que ofertan. 

Pero, ¿por qué son importantes y por qué te deben interesar como emprendedor o empresario? Si eres un emprendedor, los Smart Contracts te ayudarán a ahorrar dinero, agilizar operaciones y crear una buena reputación en el mercado. Te permitirán asimismo automatizar procesos comerciales e incluso hacer más eficiente la gestión a nivel interno y externo en tu empresa. 

Por ejemplo, si tienes demasiados contratos con proveedores, clientes y cadenas de suministro ineficientes, mediante la implementación de Smart Contracts podrás potencializar tu emprendimiento disminuyendo gastos, costos, intermediarios y litigios. Además, podrás beneficiar la reputación de tu emprendimiento puesto que estos garantizan el cumplimiento de las obligaciones de manera inmediata. 

¿Qué beneficios nos dan los Smart Contracts? 

Algunos de los beneficios que pueden ofrecerte son los siguientes: 

  1. Disminución de costos: eliminan la mediación de intermediarios y, en consecuencia, se ejecutan automáticamente reduciendo casi al 100% los costos que antes se generaban. 
  1. Agilidad y precisión: los Smart Contracts han sido diseñados por medio de tecnología que permite establecer si se ha cumplido o no con las obligaciones pactadas, lo que te ahorrará problemas jurídicos y te brindará rapidez en su ejecución. 
  1. Seguridad: la tecnología en la que se basan hace muy difícil que puedan ser “hackeados”. 
  1. Autonomía y certeza: debido a que están automatizados y digitalizados, los Smart Contracts evitan las inexactitudes y equivocaciones que pueden presentarse cuando los contratos se realizan de forma escrita. 

¿Quieres saber en qué más pueden colaborarle a tu emprendimiento los Smart Contracts? 

 

A continuación, te proporcionamos algunos ejemplos para que puedas sacarle el mejor provecho a este tipo de contratos:

  1. Tendrás una cadena de suministro más eficiente: A través de la utilización de Smart Contracts, puedes asegurar el producto, mejorar las comunicaciones con los proveedores y verificar el cumplimiento de las obligaciones. También te será posible realizar pagos a proveedores, empleados, verificar las condiciones del producto e inclusive garantizar el cumplimiento de lo acordado con el consumidor. 

Por ejemplo, podrás rastrear toda la cadena de suministro con tu proveedor, recibiendo notificaciones automáticas del estado del producto que vas a recibir mientras está en camino, y una vez lo recibas el pago a tu proveedor se realizará de manera automática dando por finalizado el contrato. 

  1. Tendrás un registro ordenado y actualizado de tu inventario: Las grandes empresas utilizan los contratos inteligentes para llevar registros de la cantidad de productos que han vendido en sus tiendas, y así mantener su inventario actualizado sin necesidad de un conteo o revisión por parte de un empleado. 
  1. Protegerás los datos de los consumidores: Por medio de los Smart Contracts, si tienes una plataforma digital vas a poder establecer mecanismos para garantizar a tus clientes el cumplimiento con las leyes en materia de protección de datos, un tema muy importante para mantenerte al día con tus responsabilidades legales como emprendedor o empresario. 

Ahora que ya sabes que los Smart Contracts te ayudan a facilitar los procesos, ahorrar dinero y destinar más tiempo a la innovación en lugar de preocuparte por trámites, ¿qué esperas para implementarlos en tu empresa o emprendimiento?